compartir artículo en:

Chávez es Historia

Tags

Noticias Internacionales

actualidad

realidad

mundo

política

gobierno

Venezuela

Chávez

revolución

elecciones

funerales

poder

 

Artículos Relacionados

Editoriales del Pirata

Hasta La Victoria ¿Siempre?

Comentario Editorial por El Pirata - noticias del mundo - noticias internacionalBienvenidos a las noticias del mundo y el paso de la historia.

Ya lo saben, lo sabe todo el mundo, Chávez murió. Se terminaron las especulaciones, las que decían que estaba muerto antes de estarlo y las que decían que era inmortal. Y rápidamente pasó lo que pasó lentamente: elección, revolución, reelección, enfermedad, internación, viajes a Cuba, campaña heroica, victoria, hasta la victoria siempre, hermetismo, regreso, silencio, oración y anuncio.

Llantos y fotografías, manifestaciones y funerales, mandatarios y mandados, Maduro se prueba el uniforme de presidente y Chávez sigue gobernando, embalsamado, recordado, pintado, dibujado, exagerado y colocado junto a simón Bolívar.

Hechos, cuestiones fácticas más allá de lo emotivo que resulte el recuerdo, más allá de lo respetuoso que se debe ser con la muerte.

Ahora habrá elecciones, y si ganarle a un mito viviente que controla el estado es un desafío, intentar vencer a un fantasma heroico es casi un imposible. Por lo tanto se vienen más tiempos de chavismo para Venezuela, pero de chavismo sin Chávez.

Tiempos en que varios se dirán señalados, elegidos, favoritos y representantes de la deidad revolucionaria.

Que si me pongo las gafas de por aquí veo revolución, que si me pongo las gafas de por allá no veo más que regulación. Allí estarán algunos con sus largas listas de progresos merecidos por su lucha, allí estarán otros con sus frustraciones y ahí estarán los buitres del poder.

Siempre dude de las personas que se fanatizaban porque nada me parecía más alejado de una revolución que eso. A veces creo que las revoluciones en los países tienen un límite, y no es un límite que imponga otro más que la propia naturaleza humana de deseo de perpetuidad individual.

Claro que es ganancia para quien no tenia un céntimo hoy tener un plato de comida, claro que es ganancia para quién no podía opinar poder hacerlo, siempre y cuando no sea un atentado contra la revolución. Claro que millones están mejor, pero estar mejor no estar bien, es estar un poco menos mal. Por eso una revolución verdadera es aquella que tiende a revolucionarse a si misma. Pero claro, eso de la revolución permanente es una utopía, al menos hasta ahora, porque hay humanos en medio, con sus intereses, sus acciones e inacciones, sus poderes y soberbias.

Cambiar la matriz productiva de una región explotada y sometida durante siglos no es tarea fácil y a veces terminamos cambiando dependencias, cambiando discursos, cambiando colores, nombres y razones, pero inmersos en la misma lógica de siempre.

Ese defecto lo venimos arrastrando como revolucionarios desde la revolución francesa, donde elegimos la catedral de Notre Dame para organizar nuestras orgías libertarias en lugar de generar un nuevo espacio, donde elegimos pisotear los jardines de Versalles y romper los cristales de palacio en lugar de hacerlo nuestro, donde preferimos matarnos entre nosotros, por miedo a las traiciones, dejando libre el camino a un emperador.

Claro que la revolución sirvió, claro que nada fue igual desde entonces y claro que el ideario intelectual y cultural ya había germinado y jamás será borrado.

Pero entonces la tremenda confesión estará dada cuando como revolucionarios respondamos: en China quisiera ser un alto mando del partido, en Cuba el mejor amigo de Fidel, en Irán un influyente líder religioso, en Venezuela un hijo reconocido del comandante vacacionando en Miami, en Corea del Norte el heredero del Querido Líder, en cualquier revolución gozar de los privilegios de quien se crea Rey.

El dicho dice muerto el rey puesto el rey, pero en Venezuela el rey era carismático, hábil, estridente y muy astuto. ¿Será que se pueda? ¿Será que se pueda ir por más? ¿Será que entraremos en esa etapa de vivir de recuerdos? ¿En esas etapas de "él hubiera dicho, a él le hubiera gustado, él hubiera querido"? En esos tiempos de hablar en nombre de la figura vuelta estatua? Será que se podrá cambiar el todos somos Chávez por todos somos la Revolución? ¿Será que parece una metáfora pero no la es?

¿La revolución de limosna por fidelidad podrá convertirse en revolución por verdadera dignidad? ¿Una revolución donde el nuevo hombre pueda elegir y no este sometido a la lógica militar de comandantes, generales, oficiales, suboficiales e inmensa mayoría de soldados rasos uniformados?

La historia se escribe día a día, algunos hombres escriben páginas inolvidables, otros marcan su nombre con abundante tinta, otros son parte de las epopeyas narradas, otros leen y otros piensan que arrancando hojas la historia se modifica.

Hugo Chávez ha escrito parte de la historia, ha marcado su nombre con abundante tinta.

Pero la historia no termina, nunca, por eso es hasta la victoria siempre y no hasta la victoria conseguida ni hasta "mi" victoria.

En una escala tan menor que hasta pueda sonar irrisoria la comparación, habrá un Lenin embalsamado, quizás llegue un Stalin, seguramente un Trosky muera.  Estamos en el siglo XXI, quizás nada de eso pase y aprendamos a supernos.  Los signos no son alentadores, pero habrá que pelear para que el futuro lo sea.

 Damas y caballeros: bienvenidos al kaos total!!!!

Compartir
este artículo:

 Email
 Google+
 Facebook
 Twitter
 Messenger
 Google
 Otros

artículo del 11 de Marzo de 2013

El Pirata - ECDQEMSD - Podcast
más artículos del Pirata

Chile y el Péndulo

Ilusiones desde el Pozo

Recuerdan que luego de Bachelet, a la que no le alcanzó un gobierno para aplicar las reformas, llegó Piñera, el de las marchas estudiantiles y el de los mineros atrapados; bueno...

Cámaras en el Paraíso

Ricos, Famosos, Poderosos y Sorprendidos

Políticos, mandatarios, ministros, secretarios y empresarios implicados. Ya corren en círculos y ni saben que escándalo los salpica más, Panamá Papers, Paradaise Papers, Sexgate, Odebretch, la Trama Rusa o qué.

Hasta que Lleguen Mis Padres

Las Aventuras de Carles

Carles se subió con sus amigos a una furgoneta amarilla y roja con una estrella al frente y se fue a casa de unos conocidos en Bélgica.

Siempre Volver

Para Combatir la Nostalgia

Las cosas están más o menos en donde las dejamos, o como suele pasar: donde creíamos que las habíamos dejado.

Un Universo Fantasmal

Como Para Espantarse

Convivimos con nuestros propios fantasmas, esos que hemos construido en base a nuestras experiencias y limitaciones, esos que utilizamos de límite a nuestra valentía o capacidad de hacer.

 
Todos los editoriales de El Pirata

Copyright 1998/2017 canaltrans.com todos los derechos reservados