rss canaltransECDQEMSD Podcast XMLcanaltrans.com en Facebookcanaltrans.com en Google +canaltrans.com en Twitter

No Me Molestes

Política Internacional - Por El Pirata

Tags

Noticias Internacionales

actualidad

realidad

mundo

poder

gobiernos

metoo

victimas

denuncias

cambio

cultural

hollywood

cosby

poder

weinstein

nassar

acuerdo

cambio climático

polonia

argentina

feminismo

molestes

mujer

hombre

estados unidos

trump

abogado

juego

lógico

defender

hashtags

campañas

theresa may

brexit

nicaragua

confidencial

venezuela

tabacalera

marihuana

revolución

personas

lenguaje

cometa

wirtanen

 

Artículos Relacionados

Editoriales del Pirata

El Espanto y el Cambio Cultural

El Pirata |17 de Diciembre de 2018 | ECDQEMSD Podcast

Bienvenidos a las noticias internacionales y la conmoción de lo simple.

La semana que pasó pareció darle intensidad a un eje que viene cruzando desde hace tiempo a la sociedad con diferentes categorías.

Colocar el punto de inició es complicado y ciertamente podría ser equivoco. ¿El avance de las mujeres, el grito de equidad, la minifalda de los sesenta conviviendo con la dilapidaciones en oriente, la prohibición de conducir vehículos conviviendo con la hipocresía de la prostitución, la pelea por la libre decisión, el feminismo combativo, las leyes contra los feminicidios imparables?

De todo y de cada situación existe un debate, un límite hasta dónde, una opinión, un sectarismo y un miedo evidente.

El #meetoo lo hizo luminoso en Hollywood, los debates sobre el aborto lo expandieron por Latinoamérica, la denuncia de Christine Blasey Ford contra el magistrado Kavanaugh colocaba el tema del acoso en medio del poder político y judicial de Washington, las investigaciones levantaron vuelo en los Estados Unidos mientras en Latinoamérica todavía había mujeres presas por abortar o asesinar a su violador en defensa propia.

El juicio contra Bill Cosby, contra el productor Harvey Weinstein, contra Larry Nassar (el entrenador del equipo de gimnasia olímpico de USA), solo por nombrar algunos, colocaron en pantalla el horror que quizá una década atrás no hubieran prosperado, el horror que el poder hubiera tapado.

Algo cambió hacia adelante; porque hacia atrás las victimas seguirán allí, a veces acusadas, desplazadas de sus trabajos, a veces colocadas en el lugar de denunciantes heroicas, a veces sospechadas, a veces puestas en el lugar de la lástima.

Como las victimas de pederastia, las victimas de trata de personas, las victimas de abuso en ámbitos religiosos, las victimas de abuso más allá del género. Se trata ni más ni menos que del poder, ejercido por quién sea, sometiendo al que se encuentra en inferioridad de condiciones. Un político, un juez, un actor, un productor, un cura, una gerente, una mujer por ser mujer, un hombre por ser hombre. Pero hay tiempos y momentos, mezclarlo todo debilita las victorias, y que hoy algunas victimas tengan la atención es siempre positivo.

Claro, el miedo también se vuelve paranoia y salen a flote los: "¿Y si está mintiendo, y si es que se está cobrando un desaire, y si solo quería conseguir algo que no pudo conseguir, y si el poder pasa de unos a otros y las victimas se convierten en victimarios?"

Y si preguntarnos todo eso ahora no es defender a los criminales? A lo mejor no es el momento, a lo mejor ahora es tiempo de gritar mucho, de denunciar y señalar, de reeducar y replantearse lo que durante generaciones fue "normal", "parte del juego", "algo lógico".

Qué difícil imaginar que hay cosas que ya no son chiste, que hay palabras que ya no corresponden; y no habló de una autorrepresión (que seguramente eso deba aplicarse hasta reaprender) hablo de una verdadera revolución cultural.

Y no hablo de la revolución cultural del lenguaje inclusivo ni de la de despojarse de sostenes para quemar iglesias. Hablo de la revolución cultural del "no me molestes".

Tan simple y al parecer tan compleja. Esa debería ser la lógica, la máxima aplicada, la que va a costar tanto entender. "No me molestes" por ser mujer, no me molestes por ser hombre, por ser chaparro, por ser amanerado, por tener mi cabello de colores, por vestirme así, por usar faldas, por ser prieto, por ser inocente, por ser negro, por ser blanco, por ser feo, por ser gordo, por ser tuerto, por ser.

No me molestes! No empieces con tus excusas idiotas, que a las mujeres les gusta que les digan cosas por la calle, que las que se visten así quieren algo, que los raros andan provocando las personas "normales", que los chistes sexistas son solo chistes, que no es para tanto... no me molestes; y para no molestarme asegúrate que estamos en la misma sintonía, que tus acciones no me están incomodando, no es tan difícil.

A mi no me gusta que me desvistas con la mirada y me observes fijamente como un enajenado, que me sigas por la calle durante cuadras, que me toques sin que yo lo desee, que te acerques tanto sin siquiera conocerte, que me obligues, que me asustes, que me incomodes… no me molestes. No me gusta como mujer, como niña, como hombre, como adolescente, como todo.

Si van por la vida sin molestar, sean hombres o mujeres, no se espanten. Si no trataron de "putito" a quienes no hayan querido con ustedes bonitas damas, si no trataron de "perras" a las damas que les dijeron que "no" oh galantes caballeros: no tengan miedo, no es con ustedes. Puede que tengan que cambiar algunas cosas, puede que tengan que sentarse un poco mejor en el transporte público, puede que tengan que dejar de lado las incontrastables teorías esas que dicen que cuando una mujer dice NO es SI, las teorías estúpidas de que el hombre solo quiere sexo siempre, las teorías de que la mujer es complicada y el hombre simple, de que el hombre es así y la mujer es asa, siempre e indefectiblemente.

Hay mujeres machistas, hombres matriarcales, homosexuales discriminadores, padres de familia violadores, gatos que ladran, perros que maúllan, damas acosadoras, señores buena gente. Hay de todo porque no es solo una cuestión de género. Pero quizá no sea momento de plantear esto, porque hoy es un colectivo el que ahora está en lucha para revertir ciertas realidades. Lucha por un cambio que como todo cambio genera resistencia en muchos espacios.

"No me molestes", como a las Muertas de Juárez, como las millones de anónimas que sin llegar al límite corrieron riesgo solo por ser mujeres. No me molestes. No me moleste señor cura, no me moleste policía, no me moleste senador, no me moleste señor juez. Ya bastante molesto es sentirse humillado como persona para revivirlo como si fuera parte de un sistema imposible de cambiar que pareciera decir: un acoso no se le niega a nadie.

¿Creen que todo esto es una cosa del mundo del espectáculo y la política perversa? No, se trata de cosas sin tanto hashtag, campaña o estupor y que aparece de pronto, en cualquier medio de comunicación, perdidos entre las líneas de las páginas que pocos leen: "organizaciones marroquíes, oficiales y privadas, han lanzado una campaña para acabar con el test de virginidad entre las mujeres marroquíes, también llamado el test de los dos dedos, una práctica que, contra lo que pudiera parecer, está muy extendida entre todas las clases sociales del país africano".

Ven a que me refiero, queda mucho trabajo por hacer ¿no? No me molestes!

Y qué autoridad tengo para decir todo esto?: la de alguien que está satisfecho de ser hombre, la de alguien que no ve una amenaza en todas las mujeres, la de alguien que nunca acosó, nunca violó, nunca molestó ni justificándose en una borrachera, la de alguien que no querría ser molestado si fuera mujer, no quiere ser molestado por ser hombre, la de alguien que no querría ser molestado si se le da la gana de presentarse al concurso Miss España sin engañar a nadie. La de alguien que no se atrevería a nombrarse feminista por respeto a una lucha que le es ajena aunque esté en muchísimos puntos totalmente de acuerdo. La de alguien que escupe sobre las tumbas y futuras lápidas de los molestos en nombre de todos los molestados.

Y mientras esa lucha continúa con mejor o peor suerte, con mayor o menor firmeza, con más o menos maneras adecuadas de hacerlas efectivas, estas noticias aceleraban el ritmo de los tiempos actuales: el ex abogado de Trump enterraba más a su ex cliente presidencial; los Chalecos Amarillos marchaban en menor número en Paris, Kosovo ponía en riesgo la frágil relación con Servia, la cumbre del clima en Polonia mostraba sus desfiguros y acordaba una declaración lavadísima para salir del paso, Maduro denunciaba un plan de Estados Unidos con complicidad de Colombia y Brasil para matarlo, cerraba la versión papel del diario venezolano El Nacional, pasaba el cometa Wirtanen, el hijo de Violeta Chamorro veía como las tropas de Daniel Ortega asaltaban la redacción de Confidencial en Nicaragua, el #nonoscallamosmás y #miracomonosponemos, estallaba en Argentina, Theresa May seguía haciendo malabarismos por el Brexit y la tabacalera más grande del mundo ingresaba al mercado de la marihuana.

Y así, entre aquello que debe cambiar y no cambia, entre acusaciones y justificaciones, entre confusiones e intentos de confundir, entre momentos en que hay que respetar las luchas que se llevan a cabo y reconocerse en algunos espejos: nosotros les damos la bienvenida al kaos total!!!!!!!!!!!!!!

Bienvenidos Al Caos TotalEl PirataComentario EditorialECDQEMSD

Amazonas Jugando con Fuego

Política en Llamas

Los incendios se multiplicaron por centenares llegando a records históricos, la selva se iba consumiendo, el humo no tapaba el desastre y comenzó la novela dramática de enredos ridículos.

Furia en la Ciudad

Las Exaltadas o las Hartas

Por qué ahora? Por qué así? Por qué por estos casos puntuales? Por qué todo? Porque las cosas pasan cuando pasan, y sobretodo cuando varios actores sociales se dan cita para que pasen, por acción, omisión o circunstancia.

Los Enojados

Esa Fuerza que Mueve al Mundo

Bienvenidos a las noticias internacionales y a los enojos que mantienen en constante actividad un mundo frustrante. Fin de semana de una larga lista de crecientes enojos.

Cuánto Odio es Mucho?

Los Discursos Peligrosos

Si bien Donald Trump no fue quien jaló del gatillo en El Paso, tampoco en Dayton, Ohio, ni tampoco la semana pasada en Gilroy, California, su responsabilidad no se quita con un tuit...

Cuando Puerto Rico desató el Huracán

Imágenes del Siglo XXI

Visto así se ve todo muy 2.0. Pero los condimentos son clásicos: periodismo de investigación, exposición escandalosa, hartazgo de los ciudadanos y referentes culturales de prestigio social al frente de las revueltas.

 
Todos los editoriales de El Pirata

ACTUALIDAD

Copyright 1998/2019 canaltrans.com todos los derechos reservados