Escuchar ECDQEMSD Podcast en Spotify
Escuchar ECDQEMSD Podcast en Apple Podcast
canalTrans ECDQEMSD Podcast
ECDQEMSD en YouTubeECDQEMSD en TwitterECDQEMSD en FacebookECDQEMSD en Instagram
ECDQEMSD Podcast en SpotifyECDQEMSD Podcast en SpotifyECDQEMSD en YouTubeECDQEMSD en TwitterECDQEMSD en FacebookECDQEMSD en Instagram

A QUÉ HUELE DICIEMBRE

Política Internacional - Por El Pirata

Noticias Internacionales

Aromas de un mes particular

El Pirata @PirataEcdqemsd | 06 de Diciembre de 2021 | ECDQEMSD Podcast

Escuchar este editorial en el podcast

Bienvenidos a las noticias internacionales y al olor a diciembre.

Sí, diciembre tiene un olor que lo distingue de otros meses.

Cuando era niño diciembre olía a un determinado tipo de flores, a un determinado tipo de alimentos, y a pólvora.

Ya entrado el mes empezaban las detonaciones, las ráfagas, las explosiones a la hora de la siesta. El humo sobrevolaba la calle e impregnaba todo de ese olor a diciembre. Con el avance del amor a las mascotas y las campañas de concientización respecto a lo torturante que es eso para muchas personas, el olor a pólvora fue aminorando su presencia.

Incendios, perros huyendo por las calles, pájaros espantados volando sin destino, historias de niños al que les explotó el cohetón en la mano o cifras de quemados alarmantes fueron logrando remitir esa especie de simulacro de guerra que se asociaba a diciembre.

Así también en diciembre crecía la inventiva de las criaturas que inocentemente hacían sus primeros pasos en ingeniería acústica. -Si colocamos el cohete, y lo tapamos con una lata de pintura vacía el sonido se multiplicará notablemente. Y si colocamos un osito de felpa arriba... quizás hasta llegue a la luna. Quizá. Hay que probarlo.

Ahora diciembre no huele tanto a pólvora pero sigue oliendo a otras cosas.

A qué huele diciembre entonces?

Dependiendo el lugar que habites olerá diferente.

Huele a informe de gobierno, a nochebuena, a flores rojas, a guirnaldas, a luces que titilan y a decoración municipal. Huele a políticos planeando sus vacaciones y planeando cómo nos van a fregar el año próximo. Huele a Teletón y solidaridad negociable deducible de impuestos. Huele a iglesia revisando sucursales y a fervor milagroso. A postales y a familia, a comida y excesos. A soledad y desencanto. A planes que no siempre se concretan.

Huele a finales fútbol y a ofertas en cuotas a pagar hasta pascua.

Este diciembre huele a caravanas migrantes, a tensiones fronterizas, a Angela Merkel despidiéndose de la cancillería y diciendo que hay que vacunarse. La puerta de Brandemburgo, antorchas, soldados y más de tres lustros al mando.

Diciembre que huele a gira del Papa por Grecia y bendición a los refugiados en Lesbos.

Huele a marchas en muchas ciudades de Europa y en Australia contra el pasaporte sanitario y la vacunación obligatoria. Huele a dosis de refuerzo y variante ómicron, a regreso de la guerra fría por Ucrania y a la OTAN y Moscú cruzando amenazas.

Diciembre mexicano huele a mariachi, tequila y a Monreal, Ebrard y Sheinbaum mirando el 2024. Todos bien peinaditos para la foto y todos hipócritamente diciendo que lo importante no son los nombres si no la 4T.

Diciembre huele a inestabilidad, a aumentos, a pelea por los aguinaldos, a marchas y protestas. Huele a crisis social y fiestas patronales. Huelgas y piquetes, barricadas y cortes.

Huele a bailes y posadas, a encuentros y despedidas, a reuniones con los del trabajo, los del club, los de la escuela, los de aquí, los de allá, los que se quedan y los que se van.

Huele a melancolía incrementándose, a borracheras y sorpresas, a ritmos agitados y compras inútiles. A bailes y transpiración. Huele a recuerdos de otros diciembres y a balances esquivos y obligados.

Huele a un final de algo que en realidad no termina, que gira como una rueda y que nos marea.

En Brasil diciembre huele a lo que pasa antes de que llegue el carnaval y Bolsonaro es juzgado por su negacionismo sobre la pandemia a la vez que busca la reelección.

Argentina negocia con el FMI, como siempre anda negociando todo cada diciembre.

En Colombia diciembre también huele a café y ahora a los secretos del procesos de paz con las FARC. Huele a archivo documental abierto de lo que Colombia cerró sin cicatrizar.

Diciembre huele a azufre en Canarias, porque en La Palma siguen las erupciones. Igual que ahora huele la isla de Java en Indonesia.

Y así diciembre huele al último y a la vuelta a empezar. Huele a "qué rápido pasó el año" y a "cuánto qué pasó". Huele a nieve y a decorados sintéticos. A leños en la chimenea y a calor sofocante. Huele a centros comerciales y a Santa Claus, a sahumerios y a Jesús. A papel de regalo y a moños rojos. A pesebre y animales de corral.

Y en algunos lugares del mundo, en muchos lugares del mundo, lamentablemente, diciembre, y no solo diciembre: huele a pólvora.

Damas y caballeros: bienvenidos al kaos total!!!!!!

Bienvenidos Al Caos TotalEl PirataComentario EditorialECDQEMSD

MAS ARTÍCULOS

ACTUALIDAD

Tags del Artículo

actualidad - realidad - mundo - gobiernos - política - noticias - Diciembre y las mascotas - Pólvora y flores - Los candidatos de la 4T - México entre fiestas y posadas - Rusia y USA en tensión por Ucrania - Chau Merkel - El Papa por Grecia - El negacionismo de Bolsonaro - Argentina y el FMI - Los archivos de Colombia - Volcán de Java...

Artículos Relacionados

Editoriales del Pirata

En Caso De Que El Mundo Se Desintegre - ECDQEMSD Podcast
canaltrans ECDQEMSD Podcast

Copyright 1998 / 2022
ECDQEMSD & canalTrans
todos los derechos reservados